Creciendo en el Camino

Costa de Ecuador. Parte 1

Luego de trabajar bastante tiempo en la playa de Salinas decidimos tomarnos unos días y recorrer un poco la ruta del Spondylus (antes llamada ruta del sol) que recorre toda la costa de Ecuador. Lleva su nombre por un caracol que solo se halla en esta zona.

El primer destino fue la tan famosa y nombrada ciudad de Montañita. Está ubicada en la provincia de Santa Elena y es uno de los destinos más visitado del País. Aclamada por sus perfectas olas que atraen a cientos de turistas de todo el mundo para la práctica del surf.

foto 1

Atardecer en Montañita

Las construcciones como en casi toda la costa mantienen un estilo rustico a base de madera, caña y paja aunque también hay algunos hoteles bien modernos.

foto 2

Un edificio distinto

En nuestro caso paramos en le parqueadero norte, un gran estacionamiento gratuito ubicado a solamente 50 metros de la playa. En él hay un enorme monumento al surf.

Foto 3

Monumento al surf

Es una ciudad llena de argentinos que respira fiesta en todo momento del día, tiene un centro chiquito pero pintoresco y diferente a lo que uno está acostumbrado. Está lleno de puestos artesanales y restaurantes de comidas típicas de todas partes del mundo.

foto 4

Centro de Montañita

Acá tuvimos el placer de conocer a una familia viajera como nosotros que son oriundos de la misma ciudad que papá. Viajan en su auto Renault 12 y en el camino tuvieron a sus dos hijas. Pueden visitar su página De Argentina al Mundo en R12.

foto 5

Junto a otra familia viajera

A muy pocos kilómetros nos encontramos con la playa de Olon, un pueblito muy tranquilo de pescadores del cual quedamos totalmente enamorados. Mantiene las mismas características del mar que Montañita pero es un lugar mucho más tranquilo y tiene un lugar, al lado de donde están los pescadores, donde se puede estacionar pegado al mar.

foto 6

Con mami en Olon

En el pueblo hay un famoso santuario sobre un acantilado donde hay una virgen que a llorado sangre. Lamentablemente no pudimos visitarlo pero quedara para otra oportunidad.

Por la tarde llegan muchísimos pescadores en sus embarcaciones, y si uno los ayuda a sacar los botes del agua, ellos te regalan pescado o marisco según lo que hayan sacado ese día. Un muy buen dato para tener en cuenta.

Mientras estábamos disfrutando de la playa se nos acercó Alberto y su familia. Ellos son de Quito y estaban pasando sus vacaciones en el lugar, enseguida nos sentamos junto a ellos para compartir unos ricos mates y pasar una hermosa tarde en la playa. Luego nos invitaron a su casa donde nos brindaron una linda ducha y una rica cena. Nos despedimos con la promesa de visitarlos más adelante en su casa en Quito.

foto 7

Junto a Alberto y su familia

Dejamos atrás estas dos bellas playas para ingresar a la provincia de Manabí. La primera ciudad que visitamos fue la de Salango. Esta tiene un hermoso mirador desde donde se ve toda la ciudad y es famosa por una enorme isla que se encuentra enfrente y es un lugar ideal para hacer snorkel.

foto 8

Mirador de Salango

La ciudad de Puerto López nos maravilló por su tranquilidad, su enorme playa y su hermoso malecón donde se puede dar un lindo paseo por la noche, rodeado de barcitos muy iluminados y decorados sobre la arena de la playa. Por la tarde se pueden observar muchísimos pelícanos volando que de golpe se zambullen en el agua en busca de alimento. Esto sumado a un lindo atardecer forma unas postales increíbles.

foto 9

Volando junto al atardecer

Desde este lugar salen excursiones para el avistamiento de ballenas jorobadas. Lamentablemente excedía nuestro presupuesto pero es totalmente recomendable hacerlo.

Siguiendo en dirección al norte la ruta atraviesa un hermoso lugar lleno de algarrobos que forman un túnel. Un lindo lugar para detenerse un momento y contemplar la naturaleza en todo su esplendor.

foto 10

El túnel de algarrobos

El parque nacional Machalilla está ubicado a unos 12 kilómetros de la ciudad de Puerto López y en él se alberga una de las playas más hermosas de todo Ecuador. Los Frailes está rodeada por acantilados en sus laterales y en el medio se forma una extensa playa de unos 3 kilómetros. El agua tiene un color increíble y como pertenece a la reserva está muy cuidada y sumamente limpia.

DCIM100GOPROGOPR1838.

Playa los Frailes

Para poder ingresar hay que pasar un puesto de control donde uno ingresa todos sus datos. Luego hay que recorrer un camino en buen estado de unos 5 kilómetros aproximadamente, atravesando un bosque seco típico de la zona. Se puede permanecer hasta las 17 horas en el lugar y este cuenta con baños y duchas.

Fueron dos veces las que fuimos a esta hermosa playa, una con mis abuelos y otra los 3 en familia y sin lugar a dudas cada vez nos cautivó más.

foto 12

Jugando con mi abuelo

Hasta acá llegamos hoy, no olviden de suscribirse así no se pierden de nada. Les dejo un fuerte abrazo y no dejen de ir por sus sueños.

Para ver todas las fotos de esta primer parte por las playas de Ecuador entren acá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »